ENTREVISTAS A CRÍTICOS: PILAR ROLDÁN USÓ

ENTREVISTAS A CRÍTICOS DE CINE

 

HOY CONVERSAMOS CON: Pilar Roldán Usó.

MEDIO EN EL QUE ESCRIBE: Revista digital El Espectador Imaginario y el blog Cine y todo lo demás.

QUIÉN ERES: Ya me gustaría haber tenido sabiduría suficiente para haberlo averiguado.

POR QUÉ ESCRIBES: Porque es el medio con el que mejor me expreso.

 

1-¿Cómo ves el panorama de la crítica cinematográfica en España?

Gracias a Internet, disperso y abierto. Si no fuere por ello, la opinión pública la acapararían en exclusiva ciertos profesionales, que trabajan para los medios de comunicación más potentes, por cierto cada vez también más concentrados.

 

2-¿De qué crítico te gusta (o gustaba) siempre conocer su opinión?

Desde pequeña, mi referente habitual fue semanalmente la Cartelera Turia, y no me perdía sus recomendaciones y artículos sobre cine y otras materias, aunque, por supuesto, solía coincidir en mayor medida con alguno de sus colaboradores.

Actualmente, fuera del campo digital, sigo mensualmente la revista Caimán cuadernos de cine.

 

3-¿Cómo y cuándo decidiste escribir sobre cine?

No hace demasiado tiempo. Me llevó a ello el aburrimiento que me producía mi profesión de abogada, mi pasión cinéfila, y el espíritu crítico que suele dominarme en casi todas las facetas de la vida. Uniendo dichos factores, decidí hacer algunos estudios sobre cine y crítica, y un Máster en la escuela digital Aula Crítica, que me dio la oportunidad de colaborar con su revista, El Espectador Imaginario.

 

4-¿Con qué frecuencia vas al cine? ¿En qué otros formatos ves películas?

Suelo acudir a las salas, al menos, dos veces por semana, aunque todo depende de lo que pueda interesarme los estrenos. Ya me niego a ver filmes que no se proyecten en versión original, y las ofertas que existen en mi ciudad no son muy abundantes.

También recurro con asiduidad al formato DVD y Blu-ray. Una de las mejores inversiones que he hecho en mi vida es adquirir un proyector de buena calidad, y procuro comprar las películas si las encuentro, alquilarlas, o en último término, recurro a plataformas digitales de pago, como Filmin.

 

5-¿Cuál es el cine que más te ilusiona en la actualidad?

El que me ilusiona y lo ha hecho siempre es el cine que ahonda en reivindicaciones sociales, que adopta compromisos de denuncia de falta de cumplimiento de derechos humanos básicos.

Por supuesto, siempre estoy dispuesta a disfrutar de cualquier buena película, independientemente de su temática, aunque me encuentro más alejada de filmes de animación, o de superproducciones americanas de puro ruido y acción.

 

6-¿Qué directores estarían hoy día sobrevalorados?

El primero que me ha llegado a la mente, ya que tengo fresco su último largometraje anual, es Woody Allen. No niego que ha dejado una de las filmografías más valiosas de la historia cinematográfica, pero sus últimas propuestas, entiendo que dejan bastante que desear, y se suele exagerar en la real calidad que contienen, por respeto al pasado.

 

7-¿Es el director tu criterio principal a la hora de decidir qué película ves?

Sí, el director es mi principal criterio para elegir películas. Hay realizadores cuya trayectoria la sigo sí o sí, a pesar de haberme defraudado en más de una ocasión.

Por otra parte, también estoy atenta a la crítica, en cuanto a novedades que puedan surgir o filmes y/o directores que desconozco, que me puedan interesar tanto por forma, o por contenido.

 

8-¿Cuáles son tus 5 películas favoritas en lo que va de siglo XXI (2000-2015)?

Bailando en la oscuridad (Lars von Trier. 2000).

Las invasiones bárbaras (Denys Arcand. 2003).

Volver (Pedro Almodóvar. 2006).

Blancanieves (Pabo Berger. 2012).

La gran belleza (Paolo Sorrentino. 2013).

 

9-¿Podrías ofrecer una lista de tus 10 películas de siempre?

Luces de la ciudad (Charles Chaplin. 1931).

Ladrón de bicicletas (Vittorio De Sica. 1948).

La noche del cazador (Charles Laughton. 1955).

Plácido (Luis García Berlanga. 1961).

Pierrot el loco (Jean-Luc Godard. 1965).

Dersu Uzala (El cazador) (Akira Kurosawa. 1975).

Tres colores: Azul (Krzysztof Kieslowski. 1993).

Funny Games (Michael Haneke. 1997).

El sabor de las cerezas (Abbas Kiarostami. 1997).

Happiness (Todd Solondz. 1998).

 

10-¿Cómo ves la crisis del cine, el tema del IVA y la piratería?

El cine, como resulta evidente, debe saber adaptarse a las nuevas circunstancias tecnológicas, y abandonar la idea romántica de la salas de proyección en compañía y a oscuras. Entre otras cosas, nos evitamos las palomitas del vecino, los mensajes del móvil de otros espectadores, las luces de sus teléfonos, y la casi imposibilidad de disfrutar de las interpretaciones de los personajes al 100%, esto es, incluyendo la voz original.

El cine se queja, pero además de arte, no deja de ser una industria que busca el beneficio económico, y bien que lo persigue. Si se estudia cada semana la cartelera de cualquier ciudad, el 90% de las proyecciones, y creo que me quedo corta, son pura basura u obras intrascendentes. Lamentablemente, es lo que el público busca, y es lo que se le da.

El tema del IVA creo que aporta su pequeña parte, en negativo, para influir en contra de la presencia de espectadores, pero personalmente, no pienso que el cine sea caro, simplemente que la gente tiene sus prioridades, y antes que este arte, se encuentra, por ejemplo, el fútbol o la cerveza en el bar. Por otra parte, circunscribiéndonos a España, entiendo que deberían ser mayores las ayudas para apoyar la cinematografía local, tal y como ocurre en otros países como Francia.

Con la piratería no me llevo nada bien. Jamás he acudido a ella y espero no hacerlo nunca. Me parece una forma muy burda de falta de respeto hacia el trabajo ajeno, además de un delito que debería estar más perseguido y castigado. Y no me valen las excusas de que en ocasiones es la única forma de acercarse a trabajos varios. Si ello es cierto, así lo habrá querido el autor, o habrá que esperar la oportunidad adecuada. Demasiada oferta hay como para que convirtamos a una película, que únicamente podemos obtener robando, en un objeto  imprescindible de nuestra existencia.

 

(Noviembre, 2016)

¡Muchas gracias!